Nueva Zelanda en autocaravana!

Hola a todos! 15 días y 5100km para recorrer las dos islas principales de Nueva Zelanda, sale a una media de 340km al día, así que os podéis imaginar que buena parte del viaje nos la pasamos al volante. Eso sería un problema si no se tratase de este país lleno de paisajes de ensueño y carreteras vacías. En esta entrada, que va a ser larga, voy a intentar dar más datos prácticos de lo habitual.

Para empezar, alquilamos una furgoneta adaptada para que dentro de ella pudiesen dormir 3 personas. Además, teníamos hornillo de gas, una pequeña nevera, una pileta con un depósito de 20 litros de agua y mesas y sillas para colocar fuera. Realmente teníamos todo lo necesario para apañarnos durante las dos semanas. La furgoneta en cuestión era, como no, una Toyota Hiace del año 2000; con nada más y nada menos que 556.000 kilómetros! Por suerte era automática, hacer un viaje así teniendo que cambiar de marchas con la izquierda hubiese sido un poco peñazo.

El clima que nos encontramos al llegar fue bastante duro, con mucho frío y viento. Al venir todos de sitios cálidos, no llevabamos ropa adecuada. Así que paramos en varias tiendas de segunda mano (las hay a montones) a aprovisionarnos. Los locales nos decían que este año el verano aún no había comenzado, cosa muy extraña. Por suerte, pasados cuatro días comenzó y no tuvimos que usar más la ropa de invierno.

Muy necesario es comprar una tarjeta SIM (20euros), para usar Google Maps y Campermate. Esta última aplicación tiene absolutamente todo lo que puedas necesitar. Te ubica en un mapa campings, duchas, lavanderías, sitios de interés, etc. Y todo ello con todo lujo de detalles y opiniones. Ahora voy a daros unos datos de interes:

– Supermercados: Hay varias cadenas baratas: Pak’n’save, Countdown y New World (de más barato a menos). Siempre que compréis en estos sitios tendréis “buenos precios”, y es que Nueva Zelanda no es un país para nada barato. Si lo que necesitáis es comprar equipamiento, gas, electrónica, ropa y cualquier cosa que te puedas imaginar, vuestro lugar es Warehouse; una cadena que está por todo el país.

– Campings: si viajáis low cost, como nosotros, siempre buscaréis dormir en sitios sin pagar. Hay muchos campings gratuitos, el problema es que no suelen estar muy equipados (si tienen baños, en muchas ocasiones son tipo letrina, sin agua corriente). Olvidaos de conectar la caravana a la corriente o pegaros una ducha, para ello siempre se puede ir durante el día a otros sitios (campings de pago, gasolineras, piscinas municipales) donde vendan estos servicios por separado. No se si estoy seguro de querer sacar esto a la luz, pero en los primeros 8 días no pudimos darnos más de 2 duchas decentes (eso no quita que te des, como decíamos nosotros, una ducha de gato: las partes más importantes). Me he llegado a duchar en ríos helados y en duchas de playa. También nos colamos alguna que otra vez en las instalaciones de campings de pago. No puedo dejar esta sección sin hablar de los DOC, son campings gestionados por el Departamento de Conservación estatal. Son sencillos pero siempre tienen baños limpios y en condiciones. Tienen un sistema de pago muy peculiar: llegas, rellenas una hoja y la tiras junto al dinero en una caja. A la mañana siguiente aparece el ranger para cobrar… Puedes ser un fantasma y largarte antes de que llegue el ranger (sobre las 7 de la mañana). OJO!! Muy recomendable el repelente de mosquitos, el país esta lleno de sandflies (unos bichitos voladores muy pequeños) y por la noche te acribillan. Las picadas son MUCHO peor que las de los mosquitos, que desesperación!

Respecto al dinero, nos gastamos 1200 € cada uno sin contar vuelos, ahí va el desglose y algunos precios orientativos por persona:

-Caravana 513€

-Diésel 166€

-Impuesto diésel 80€

-Ferry entre islas (ida y vuelta, con vehículo) 130€

-Comida 165€

-Turismo 40€

-Otros 100€

TOTAL 1194 €

-Diésel: entre 1.05 y 1.45 NZ$ el litro (hay que sumar la tasa de 6.5 dolares cada 100km recorridos que tuvimos que pagar)-Campings: entre 20 y 30 NZ$ por persona. Los DOC entre 8 y 15 NZ$ por persona)
-Ducha: entre 2 y 6 NZ$ por persona
OJO! Teniendo en cuenta que en toda la isla sur hay menos población que en la capital (menos de un millón de personas), no es de extrañar que haya muchos menos supermercados grandes (y baratos) y la gasolina multiplique su precio.

De los sitios no voy a hablar mucho, vale más una imagen que mil palabras (aunque las fotos no hagan justicia). Pero sí que voy a poner el itinerario que hemos hecho en estas dos semanas por Nueva Zelanda:

-Wai’o’tapu: zona de aguas termales, hay que pagar 32$NZ para entrar al recinto, lleno de lagos humenates y burbujeantes, de mil colores. Tuvimos la mala suerte de que nos hiciese nublado, con un día soleado los colores se ven mucho más vivos. Si lo recomendaría? Teniendo que pagar ese precio no.

-Parque nacional de Tongariro: o lo que es lo mismo, Mordor de el Señor de los Anillos. Tal como en la película, cuando nos acercábamos veíamos una nube negra encima de las montañas. Debido al mal tiempo no pudimos hacer el trekking “Alpine Crossing” que tantas ganas teníamos de hacer. Se ve que es habitual no poder hacerlo, así que nos resignamos…

-Parque nacional de Abel Tasman: Después de cruzar a la isla sur en ferry, nos dirigimos a este lugar lleno de calas de azul turquesa. Nuestra intención era llegar hasta el final, pero debido al famoso evento de las 400 ballenas varadas, la zona estaba cerrada por contaminación. En esta zona hay también muchas Honesty Box, cajas al lado de la carretera donde los granjeros ponen parte de sus cosechas, en bolsas, y poniendo una cantidad de dinero en una cajita puedes llevártelas.

-Hokitika Gorge: lugar precioso entre montañas, con un río de aguas heladas y esmeraldas donde solo los más valientes se bañan.

-Parque nacional de Arthur’s Pass: es una carretera que cruza la isla sur de este a oeste, pasando por los “Alpes del Sur”. Vale la pena hacer esta ruta en coche, los paisajes son impresionantes, sobretodo si encontráis nieve en las montañas. Aquí tuvimos un susto con la gasolina, es recomendable empezarlo con el deposito lleno!

2017_0216_23472500

-Glaciar de Franz Joseph: recomendable, pero debido al cambio climático cada vez es más pequeño. Si a eso le sumas que lo visitamos en verano… Aquí los chicos se tiraron en paracaídas por unos 360€ cada uno.

-Lago Wanaka: lo mejor del viaje, imprescindible subir a la cima del Roys Peak. Una subida muy dura pero las vistas te dejan sin habla.

2017_0219_02040800

DCIM100GOPROG0651128.JPG

-Queenstown: pueblo rodeado de lagos y montañas, con un monton de ambiente y buena comida, parada obligatoria. Además la llegada al pueblo es preciosa.

2017_0219_09460500

-Milford Sound: es el fiordo más famoso, un paseo en barco vale la pena, se pueden encontrar gangas en la web bookme.com, mirándolo siempre con antelación (20NZ$).

Para acabar llegamos hasta la punta sur, en Curio Bay, donde siempre hay delfines surfeando y acercándose a la gente. El agua estaba demasiado fría como para hacer el intento. Luego, de vuelta hacia el norte y por la costa oeste, vimos pingüinos y focas. El error más grande fue tener que dejar la caravana en el mismo sitio que la habíamos recogido (Auckland). De esa manera tuvimos que hacer muchos más kilómetros de los necesarios.

Anécdotas hay muchas, pero la más divertida fue cuando nos equivocamos por error de camino y quisimos dar la vuelta en una carretera muy estrecha. El resultado fue acabar con las ruedas traseras metidas en el barrizal de la cuneta. Al ser de noche no pasaba nadie, lo intentamos todo para sacarla de allí pero fue imposible. Tuvimos que dormir con la caravana cruzada en la carretera y con las luces de emergencia puestas. A la mañana siguiente un granjero, con toda la pinta de ranger de Texas, nos ofreció su ayuda. Se había añadido otro problema, al dejar toda la noche las luces de emergencia para que se nos viera, la batería estaba KO. Así que nos la recargó y nos remolcó fuera del barro. Otra fue cuando, nuestra vieja compañera, después de todo el tute que le habíamos dado, decide encender el piloto del aceite a falta de 150km de llegar al rent a car. No íbamos sobrados de tiempo (teníamos que coger un vuelo) así que decidimos no hacerle caso. Poco duró esa decisión cuando enseguida empezó a salir un horrible olor del motor. Paramos a rellenar el aceite pero al rato empezó a encenderse de nuevo la temida luz. Llegamos con el tiempo justo y con el motor al límite!

Y hasta aquí esta entrada (escrita desde Malasia). En conclusión, Un país con una naturaleza y unos paisajes inigualables. El mayor pero es que, con el tiempo, te acostumbras a tanta grandiosidad y se te hace hasta normal. Hasta la próxima!

Anuncios
Categorías: Nueva Zelanda, Segunda aventura: Oceanía y sudeste asiático | 3 comentarios

Navegador de artículos

3 pensamientos en “Nueva Zelanda en autocaravana!

  1. Nacho

    Una entrada y fotos muy chulas. Me dan ganas de ir a NZ pero no de pegarme el palizon de 5100 km.

  2. Pasada chavales!!!!!! Quién fue el pocas luces que atascó la furgo?? el Juanito seguro……
    Una abraçada amics

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: